fbpx

Clubhouse y tu marca personal

¡Todos estamos vueltos locos con la nueva red social!, aún hay muchas personas intentando entrar vía iOS y otros ya están esperando la apertura para Android (parece que a finales de febrero o marzo).

Tengo apenas unos días en la plataforma aprendiendo a utilizarla para tener las mejores prácticas u opciones para nuestros clientes y seguidores. Considero que se ha creado una expectativa muy alta de esta red social pero al final el tiempo nos pautará la realidad.

Clubhouse es una red social que  se enfoca principalmente en el uso de la voz, una foto de perfil y un extracto con nuestra información. 

Además de estos puntos quiero destacar algunas claves de Clubhouse para tu marca personal, ya que es una herramienta que puede ayudarnos a potenciarla, pues nos permite  trabajar credibilidad, reputación, y valor de nuestra marca

Es una red social, nueva y totalmente diferente a las demás pues cambia la forma de llegar a los demás pero sobre todo nos pauta un “nuevo” estilo de conectar.

¿Por qué Clubhouse es importante para mi marca personal?

Bien Clubhouse nos marca una dinámica  muy diferente a otras redes sociales desde el principio, sólo podemos acceder a ella a través de una invitación de quien tiene iPhone, y justo aquí empezamos con la gestión de nuestra marca personal. 

Desde mi punto de vista no entramos a Clubhouse a “crear” nuestra marca personal, desde que nos invitan ya la estamos gestionando, más bien entramos para fortalecerla y trabajarla para comunicar. 

Te comparto algunas claves de gestión de marca personal que nos pauta Clubhouse:

Gestión de reputación

Cuando nos invitan a entrar a esta red ya están pensando en nosotros como una opción, ya sea como portadores de valor o para que podamos hacer crecer nuestro negocio, o tal vez hay alguna razón adicional que sería importante revisar. 

¿Por qué me han de invitar a mi a participar en esta red?,¿Qué quiero lograr?

La red apenas te da de 2 a 5 invitaciones para invitar a otros, entonces hagamos un buen networking y pensemos también a quien queremos invitar. 

No solo se trata de tener pocas invitaciones, la sorpresa que nos tiene clubhouse es la siguiente: si uno de los contactos a los cuales invitaste infringe las reglas de la plataforma será penalizado, ¡pero tú también! pues de alguna forma es tu invitado y tienes cierta responsabilidad de sus acciones.

Cuando hago una invitación a una persona, traigo su reputación conmigo, usa tus invitaciones de forma planeada y pensada

Entonces si piensas en invitar a alguien piensa en su reputación, si te suma o te resta, y al mismo tiempo piensa en tu reputación y en aquella persona que te ha invitado.

En la información de tu Bio, en la parte de abajo aparecerá esa persona que te ha “nominado” para estar en la red, con fecha incluida.

Adicional a esto, si dentro de la dinámica de la plataforma eres reportado por malas prácticas en las salas de conversación en tu perfil quedará una notificación, y tus antecedentes serán mostrados en cada actividad que realices.

También es importante saber que si has hecho buen networking fuera de esta red traerás a esos perfiles a conectar inmediatamente contigo pues ya te conocen y querrán seguirte.

Considera entonces que tu reputación es importante dentro de esta red social

En la gestión de marca personal existen tres áreas que tienen que ser analizadas, mapeadas y trabajadas: la identidad, la imagen y la reputación.

Aportar valor

En Clubhouse no existen los likes, ni las reacciones,no hay reflectores sobre ti, no puedes editar, ni cambiar algo, todo es en tiempo real y auténtico.

Si tu aportas valor real, las personas te seguirán, pero además si ayudas a otros a entender la aplicación también te seguirán, mientras más colaborativo mejor. 

Clubhouse no quiere egos, quiere colaboradores, por ello creó la figura de los moderadores, que deben apoyar a otros a interactuar, de alguna forma tienen la  responsabilidad del bien común, deben incluir e integrar al grupo a interactuar.

Un moderador es un perfil en clubhouse con mucho por aportar sin la necesidad de ser el héroe de la historia.

Clubhouse no es para que tengas tu estación de radio o para que consolides la idea de hacer un podcast, ni mucho  menos que hagas monólogos a cuadro, es una plataforma para conectar, su intención es lograr comunicación de forma bidireccional.

Como dice mi socio y colega Guillem Recolons si no aportas, no importas pero ¡si aportas, importas!

Autoconocimiento

Tu principal herramienta para interactuar es tu voz, la segunda tu capacidad de establecer una conexión a través de ella y tu mensaje.

Conoce tu voz, tu tono, como vibras y que energía transmite a través de ella.

Entramos a las salas y nos presentamos constantemente debemos tener claridad de quiénes somos, qué queremos lograr y lo que deseamos aportar. Parece fácil pero realmente no lo es para muchos. 

Trabaja tus objetivos y el valor que tienes para aportar dentro de Clubhouse, ¡conócete!

Crea tu pitch y trabaja tu storytelling para ser mucho más atractivo para los demás a través de tu historia y mensaje. Diseña tu bio y coloca la información que te ayude a llevar a los demás a tus redes fuera de la plataforma para así crear una conversación.

Conócete  para que otros te conozcan 

Networking y comunidad

Sin networking no existe dinámica de actividades en Clubhouse.  Puedes llegar con tu red y crear contenidos, pero hasta ahora no ha sido así, prácticamente llegamos solos sin seguidores (aunque tengas miles en otras redes) y entonces existe la necesidad de trabajar nuevamente en hacer contactos.

Puedes encontrar perfiles muy interesantes de diversas áreas con las cuales puedes crear salas para aprender a usar Clubhouse. 

La plataforma no permite contacto directo entre los usuarios por lo que hay que salir a instagram o twitter para establecer contacto y una conversación con la finalidad de planear una participación en conjunto.

Sin comunidad no puedes crecer, no puedes avanzar, y para crear comunidad es importante aportar valor, ser confiable, creíble, interactuar, enseñarle a otros, ser moderador de salas, conocer y conectar con otras personas, y al mismo tiempo de pertenecer a diversas comunidades.

Todos somos una puerta abierta a nuevos mundos, es hora de tocar puertas. 

Autenticidad

Conectamos en tiempo real a través de la voz, podemos tener una foto, una bio atractiva o no, pero realmente son nuestras ideas y pensamientos los que mostrarán nuestra personalidad y actitud dentro de la plataforma.

No podemos mentir tan fácilmente, la voz, los nervios nos pueden traicionar si no somos auténticos al colaborar o contar algo.

Si generamos conversaciones relevantes donde nos interesamos realmente en los demás, mostraremos sin pensarlo nuestra autenticidad. Una conversación relevante se logra mediante la escucha activa, la empatía y la humanización de esta.

La voz es uno de los sentidos menos explorados en las redes sociales, es verdad que tenemos voz en los lives o video pero los gráficos e imágenes son lo que se llevan la importancia. Volvemos a la era de la radio donde todo lo narrado nos llevaba a la capacidad de soñar, de imaginar. 

Nuestra autenticidad puede ser mostrada a través de la creatividad que pongamos para conversar con otros, lo que podamos contarles, las historias y su estructura,como podemos musicalizar con la modulación de nuestra voz.

Tu voz es tu marca, muestra tu personalidad a través de ella.

Deja huella

Uno de los temas con mayor relevancia dentro de Clubhouse es el de la marca personal, muchas personas tienen claridad de la importancia de trabajar su marca, lamentablemente aún no hay claridad de cómo hacerlo.

Ten claro qué es aquello que te hace diferente y cuál es tu propuesta de valor para poder comunicarlo a los demás.

Cuando estés interactuando no busques vender, mejor conecta y emociona, crea influencia y cercanía. Todos queremos conocer a nuevas personas, pero no queremos que nos vendan cosas o que quieran sacar partido de nosotros.

Queremos personas reales que nos mueven, que nos motiven e inspiren a seguirlos.

Nuestras buenas o malas prácticas dentro de clubhouse serán fundamentales para el impacto que podamos crear.

Elijamos lo bueno, lo positivo, ayudar a otros, sin dejar que un título o especialidad minimicen nuestro lado humano y más personal. 

Cuando estés participando en una sala lo único que los demás verán será apenas tu nombre, sin apellidos, sin títulos, sin números, y entonces podrás ser tú, tan solo tu esencia.

Recuerda que sin emoción no hay huella, conectemos desde nuestra esencia y nuestras emociones.

Gestionar tu marca personal debe ser prioridad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *